¿Qué lecturas os seducen más?

miércoles, 18 de agosto de 2010

Las nuevas esculturas de Josep Cárceles

“Une con piedra y maderos aquello que debe soportar la solidez del agua y la luz de la eternidad. No busques de materializar nuevos para crear, la fuerza de la naturaleza te los dará. ¿Los ves?”-señaló el sabio, mirando al discípulo mientras el puente de hierro se derrumbaba, mostrándole los troncos de los árboles y las piedras planas del río y las rocas pétreas de una colina cercana- “¡Los tienes ante ti!”.

Ánonimo


En la imagen: Pax Tecum Domine(2010), es una escultura religiosa que eleva una cruz integrada en una única varilla que lo une a una base representada por la media parte de un orbe. Sin dejar nunca el estilo sacro que siempre lo ha caracterizado, Cárceles nos "ilumina" con nuevas obras inaugurando, así, una nueva línea creativa muy intuitiva, ahora ya en 3D, cuyo futuro parece abrírsenos sin ningún tipo de limitaciones.




La escultura es la que se tiene que adaptar al medio, y no el medio a la escultura. Así es como lo entendió Wright cuando adaptó un pavimento de piedra de las mismas características que se encontraba en el suelo del lecho de la cascada para, con un método de despiece, complementar la sinergia del lugar, sin cambiar nada de sitio. Ante todo, la cascada era el centro del monumento, y no el chalé que residía, ahora, en ella.
Con el “Falling water”, Wright fue más allá en el mismo concepto de integración que arquitectos como Le Corbusier habían creado. Una proeza de la ciencia y el arte constituida, en sí misma, como un monumento que se tenía que mantener y conservar.
Y es en esa mezcla de evolución hacia lo nuevo y conservación de lo existente donde encontramos algunas de las últimas creaciones artísticas de Josep Cárceles, un escultor y pintor de relieves que está a pocos días de realizar una antología de su obra magna en la segunda exposición individual que repetirá de nuevo, este año, en la capilla del antiguo hospital de Malgrat de Mar (Girona):


http://literaturadart.blogspot.com/2010/07/josep-carceles-exposara-de-nou-la.html.



En la fotografía: Josep Cárceles, en su estudio de Malgrat. En cada una de sus obras, este escultor logra impactantes efectos allá donde exhibe, recreando -ante el espectador- símbolos ancestrales desde una óptica muy futurista.







Salvaguardar los mitos, del mismo modo en que el hombre pretende de crear nuevos, ejerciendo su mano en proyectos -considerados como imposibles, tiempo atrás- sirve para recalar en un aspecto que siempre lo ha definido como tal: su evolución.


Es en el carácter mecánico y la erosión de la materia donde Cárceles ha conseguido, fruto de un largo estudio sobre el tratamiento de los elementos que forman sus esculturas, unos resultados únicos que le ayudan a conservar los símbolos de perpetuidad que él mismo se encarga de proyectar.
Las tareas de conservación y de restauración de las piezas de mampostería, madera, yesos y hierros con los que el artista recrea los escenarios de su mente, aluden a una preceptualización de su eternidad, hecho que sería imposible sin las técnicas parejas a la rehabilitación, herederas de la arquitectura, que el posmodernismo ha traído, y adaptado, en las ingenierías de rehabilitación de los modelos clásicos de antaño.





Imagen: "Falling water" de F. Lloyd Wright. La arquitectura contemporánea ha versado sus dones en obras donde la ciencia culmina el progreso que la técnica no puede concluir. Pese a esto, la arquitectura actual se renueva, día a día, inspirandose en estilos constructivos del presente y pasado donde la finalidad del arquitecto es impactar al público y, al mismo tiempo, adaptarse al entorno como una piedra más del roquedal.










El estilo cúbico y lineal de las formas con las que Cárceles esquematiza ideas tan ancestrales, religiosas y mitológicas, por fuerza, debe de incorporar un aura innovador que preserve su trabajo. De esa forma, reinventándose a sí mismo, en un verdadero ejercicio de I+D artística, la búsqueda de técnicas futuras -a caballo entre la ciencia y el arte- le permiten de proyectar unos baluartes a la posteridad artística que tienen mucho más en común con la casa de la cascada de Frank Lloyd Wright de lo que pudiéramos imaginar.



Se habla de modernismo, de minimalismo, de vanguardias... La arquitectura, igual que el arte de hoy, busca en la preservación del entorno e introducción de las nuevas tecnologías, junto a la situacionalidad de los espacios y el empleo de la luz natural, algo que los antiguos maestros arquitectos de las primeras civilizaciones buscaron en Gizeh, Ur o Chichén Itzá; no para traer lo rudo y salvaje a la ciudad (como Gaudí o Jujol, o los subproductos de la herencia colonial de Puig i Cadafalch), sino para unir lo moderno con lo antiguo, como podemos ver en la rehabilitación de proyectos arqueológico-culturales como el de las termas romanas de Sant Boi de Llobregat (Barcelona). Y es justamente en esa integración al medio, como planteábamos en el comienzo de este artículo, que, los nuevos proyectos escultóricos de Cárceles pretenden unir todas esas conclusiones para sorprendernos otra vez, como siempre.



En la imagen: Fuego I (2010). Escultura que representa una antorcha espiritual que nunca se consume. Algunos de los proyectos del artista son trazados como si de ilusiones constructivas en la mente de un arquitecto se trataran. El arte actual prima su deseo -igual que la arquitectura- por impactar al público, desde una óptica desenfadada donde el diseño, como en un estilo de ropa o en un look fashion, es el credo predominante. El interés hacia el artista ya no reside en su genialidad ni en entender su obra en treinta segundos sino en algo más irracional, o sea, aquello que brilla, que es trendy, cool e impactante -a la vez-, sin pensar demasiado en las consecuencias. Es esa estética del "speed time", a la que tanto estamos acostumbrados, lo que ha provocado que el arte haya quedado subyacente a los designios del público, a ser entendido como moda "de la sociedad", y no al revés.








Copyright:

Artículo:
Ángel Brichs©
Crítico de arte contemporáneo

Imágenes:
Josep Cárceles©
y
Wikimedia commons©
(en cuanto a la de "Falling water").

Publicado en este blog bajo el consentimiento de los autores:
www.literaturadart.blogspot.com



No hay comentarios:

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.

Archivo de blog

Espacios publicitarios: